La “magia” del Belén de Rafa

A Rafa desde muy pequeño le gustaba ayudar a su madre a poner el Belén de su casa, e ir a buscar musgo, muérdago y ramas de acebo, a Cercedilla, un pueblo pintoresco de la sierra de Guadarrama, donde vivían sus abuelos. El colofón de ese día era “una suculenta comida familiar”.

Siendo universitario, visitó el nacimiento del convento de las Carboneras en Madrid, y allí descubrió “con ojos nuevos” todo el simbolismo del Belén: un ángel a caballo con una estrella, y un paje también a caballo, tocando la trompeta para anunciar la llegada del Mesías, ¡Nuestro Redentor!.

DE NIÑO AYUDABA A SU MADRE A PONER EL BELÉN DE SU CASA, Y LE COMPAÑABA A BUSCAR MUSGO, MUÉRDAGO Y ACEBO,  A LA SIERRA DE GUADARRAMA

Pasó el tiempo, y en su boda recibió un regalo que le hizo especial ilusión: ¡El Misterio completo con Jesús, María y José!, regalo de la madre de su mujer Catalina. A partir de entonces, Rafa, decidió conseguir cada año figuras nuevas para este Belén y, con el paso de los años ha conseguido tener un Nacimiento “original y catequético”, que ha podido exponer en distintos lugares, entre ellos la Iglesia de El Salvador de Simancas  (Valladolid).

El Ángel anuncia la llegada del Mesías a los pastores

“Otro giro monumental”, ocurrió cuando vio una tabla pintada con el monte Calvario y la Santísima Trinidad. Pensó: ¡si esto es lo que cantamos en algunos de los villancicos!, que Jesús vino a la tierra para padecer y para salvarnos; así que decidió que en su Belén ya no podían faltar estas figuras en algún rincón del Nacimiento.

UN BELÉN ORIGINAL QUE NOS RECUERDA QUE JESÚS VINO A LA TIERRA PARA PADECER, COMO CANTAMOS EN ALGUNOS  VILLANCICOS

De forma “curiosa” logró “engarzar” en el Belén, la riqueza cristiana de la fe; su pensamiento e imaginación le llevó a colocar en algunos lugares algún trozo de retablos, lámparas votivas, Sagrarios o Custodias, donde en tiempos anteriores estuvo reservado “Jesús Sacramentado”. Porque si Jesús quiso venir al mundo en un pobre pesebre, este Belén iba a servir para rescatar esos sagrarios olvidados y perdidos; de este modo su Belén sirve como recordatorio de reparación a Jesús Niño.

Lámpara votiva con Custodia

Rafa ha querido destacar y poner de relieve “esa venida al mundo de Jesús, envuelta en pobreza”; pero no sólo desde el punto de vista humano, que contemplamos al ver el portal de Belén, sino esa “otra pobreza espiritual”, que consiste en darnos cuenta que Jesús ha querido asumir libremente nuestra frágil naturaleza humana, siendo él,  el Hijo de Dios. Este es un mensaje que desea transmitir a sus hijos, como Supernumerario del Opus Dei que es;  de la misma manera que sus padres hicieron con él.

LA “PORTA FIDEI”, NOS RECUERDA QUE TODOS SOMOS CRIATURAS NECESITADAS DE LA MISERICORDIA DE DIOS

Hace dos años, tuvo la idea de hacer una “Porta Fidei” para el  Belén del siglo XXI, con el deseo de recordarnos a los que visitáramos este Belén, que hemos de reconocernos pecadores, pequeñas criaturas que necesitamos de la misericordia de Dios, y que libremente se ha hecho Niño, para que nos acerquemos con total confianza a Él.

Portal de Belén

La “Porta Fidei”, sigue explicando, consiste en contemplar la escena de la Anunciación y el sueño de José; a cada lado del Belén está la humanidad que espera la venida del Mesías, para redimirnos y para que transitemos por la puerta de la fe y de la misericordia.

La escena del Misterio, tiene lugar bajo una concha de retablo como símbolo del universo creado, y Jesús hecho Niño, abajado en carne mortal para redimirnos. Unos ángeles cubren  a la Sagrada Familia bajo la sombra del Espíritu Santo. El conjunto está cerrado por una balaustrada, llena de muchos pastores, en la que tú y yo  podemos estar “como un personaje más.

NUMEROSOS ÁNGELES ACOMPAÑAN A LOS PASTORES. ESTE BELÉN NOS RECUERDA QUE DIOS HA COLOCADO AL LADO DE CADA UNO SU ÁNGEL DE LA GUARDA

Los Reyes Magos

Los Reyes Magos, contemplan asombrados la estrella que anuncia el nacimiento del Mesías, y comienzan su largo viaje dejando su palacio y sus comodidades. La estrella les guía en su camino, y se para en el Portal de Belén. Allí vemos una lámpara votiva con el resplandor de una Custodia, donde se guarda a Jesús eucarístico, y  se adivina la presencia misteriosa de Dios, y su amor incondicional por cada uno de los hombres. Los ángeles acompañan a cada grupo de visitantes, porque Dios ha querido que a nadie le falta su ángel de la guarda.

EL SUEÑO DE RAFA ES QUE LAS PERSONAS QUE VISITEN ESTE BELÉN, HABLEN DE “TÚ A TU” CON EL NIÑO JESÚS

Por último, nos dice que para él la mayor alegría es que cada visitante, haga un parón para hablar con Jesús, y le cuente sus preocupaciones. Que no sea sólo una visita más “para ver otro Belén original y  artístico”.  ¡Ojalá se cumpla su deseo!.

Este año este Belén estará expuesto en la iglesia de El Salvador de Simancas, desde el 22 de Diciembre al 7 de Enero

Top